Con esta edad, el niño desarrolla las capacidades auditivas y rítmicas a través de canciones populares, tomando un primer contacto con el Lenguaje Musical.

El piano y la guitarra serán los instrumentos con los que interprete sus primeras partituras y toque al final de curso en un piano de cola, en un concierto público sus primeras melodías con ambas manos.